Inicio > Literarte > Los ojos amarillos de los cocodrilos, de Katherine Pancol

Los ojos amarillos de los cocodrilos, de Katherine Pancol


Podría hacer una reseña perfectamente pensada y estructurada, pero he decidido escribir lo que me apetezca sobre esta maravilla de libro, lo que se me vaya viniendo libremente a la mente a escasos minutos de haber pasado su última página.

En primer lugar, copio la sinopsis de la propia contraportada, bien ilustrativa aunque muy escasa para la turbulencia de sensaciones que provoca ir descubriéndolo por uno mismo, sobre todo a medida que se avanza:

Esta novela sucede en París, pero nos encontramos con cocodrilos.

Esta novela habla de hombres. Y de mujeres. Las mujeres que somos, las que querríamos ser, las que nunca seremos y aquellas que quizás seamos algún día.

Esta novela es la historia de una mentira. Pero también es una historia de amor, de amistad, de traición, de dinero, de sueños. Esta novela está llena de risas y de lágrimas. Esta novela es como la vida misma.

Más clavada imposible la descripción. Historias reales y paralelas que se unen y se separan como gotas de lluvia cayendo sobre el cristal de la ventana. Unas más lentas y reflexivas; otras, rápidas y decididas. Dubitativas, atascadas, estrelladas al instante, partidas en mil pedazos. Rectas, inexorables, impiadosas, crueles.

Una serie de personajes a los que conoces desde el primer momento y desde lo más profundo de su ser a raíz de la narración subjetivo-omnisciente. Es decir, que con cada intervención, y con la posibilidad de mezclar varias perspectivas en un mismo capítulo, la autora te descubre cada pensamiento, reflexión, crítica, forma de ver la vida, opinión de los demás, etc, de cada uno de los personajes.

Por tanto, lo conoces todo, pero quieres averiguar más, cada vez más. Sabes que a este personaje no le podrá ir bien, que el otro merece un cambio, que a un tercero le detestas, que aquel debe de esconder un gran secreto… pero, en realidad, no sabes nada, y empiezas una página y ya te llama la atención el diálogo que empieza en la siguiente a media página, se te van los ojos, pero vuelves para no perderte lo más mínimo, como cuando te gustaría adelantar o acelerar una película, completamente intrigado por el desenlace pero, obviamente, te la tragas entera.

Consta de cinco partes. Las dos últimas me las he bebido como el agua en verano. Admitiré que las dos primeras las llevaba de una forma menos eufórica, más tranquila, nutriéndome poco a poco, calando a los personajes pero, una vez arrancan intensamente los conflictos, los encontronazos, los problemas, las torturas interiores más profundas, ya el ritmo que se coge es brutal. Sin perder de vista a la protagonista, desde luego, pero trasladándose de unos ojos a otros en un agradabilísimo, vertiginoso y sutil vaivén, cual ardilla de árbol en árbol.

No puedo deciros más porque seguiría quedándome corta. Os invito a experimentarlo por vosotros mismos. Una novela realista, creíble, palpable, entretenida y apetecible. La segunda parte se llama El vals lento de las tortugas y dad por hecho que en muy breve lo estaré abriendo también, que me han dicho que es, incluso, aún mejor.

¡Que disfrutéis del día festivo en Madrid por el Corpus y toda España por San Juan, noche de hogueras!

Anuncios
  1. junio 23, 2011 en 2:29 pm

    La manera que has tenido de valorar esta obra de arte, para mi es la más exacta. Creo que uno solo puede hablar con “verdá” desde su experiencia, en este caso frente a un obra de arte: EMOCIONAL. Cuando me enfrento a valorar algo similar, rehuyo de notas, números… el arte te llega o no te llega y si te llega debes expresarlo con libertad, pero con humanidad y respeto al autor. Por lo tanto, un libro más a la cola. Me has levantado curiosidad por experimentar como la autora construye esta “realidad” emocional con palabras. Saludos y feliz día de San Juan!! 😀

    • junio 24, 2011 en 4:48 pm

      Jajajaja, ¡muchas gracias! La verdad es que el resultado de intentar trasmitir las sensaciones provocadas por un libro pueden, para los lectores, o quedarse muy cortas, o todo lo contrario, pero esperemos que sus páginas satisfagan la impresión que doy a todo el que se anime porque creo que, realmente, se trata de una novelita bastante auténtica.

      Un saludo y feliz día para ti también 🙂

  2. Litteraecogito
    enero 4, 2012 en 3:52 pm

    Me faltan unas hojas para terminar este libro, y quería leer opiniones. Me está gustando, me ha enganchado y fascinado, pero su lectura me ha desasosegado, porque tantos pensamientos escritos, tantos sentimientos, tantas emociones de cada uno de los protagonistas que la autora te muestra, para hacer al lector partícipe…te acaban creando ansiedad, la ansiedad que muchos de los protagonistas sienten en cada página, ante cada nuevo problema….

    • enero 7, 2012 en 9:57 am

      Te comprendo perfectamente. La narración está tan excelsamente desarrollada que introducen por completo al lector en los propios estados de ánimo de los personajes, consiguiendo encogernos el corazón y haciendo que nos identifiquemos profundamente con el reguero de sentimientos que se suceden.

      Te recomiendo no perderte la segunda parte, a la cual me enganché aún más si cabe, ni la tercera, la cual ha salido a la venta recientemente y estoy deseando empezar.

      ¡Un saludo!

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: